“Shambhala, para algunos es un mito, mientras que para otros sería una parte de la historia de nuestro planeta” , Marta Martín Girón

Marta Martín Girón es una autora que se atreve con todo. Tiene varios libros a sus espaldas, algunos de crecimiento personal, otros son novelas, y acaba de publicar La Avenida de los Gigantes con el que se estrena en el género policíaco. Una mujer tan interesante seguro que tiene mucho que contar así que, he hablado con ella de Shambhala, uno de sus trabajos de más éxito.

LPNT: Tienes varias novelas escritas. Sin embargo, has elegido Shambhala para nuestra colaboración.

MMG: Sí, cuando hablamos hace unos meses, Shambhala era mi novela más reciente hasta esa fecha. La publiqué con motivo del concurso literario de Amazon del 2017 y debido a su acogida y sus críticas, me pareció una buena lectura para compartir con La página número 13.


LPNT: Háblame un poco de tus otros trabajos

MMG: A Shambhala le preceden otras tres obras: Un regalo familiar, Contracorriente, y, En aquel último aliento. Las dos primeras pertenecen al género de desarrollo personal ; Un regalo familiar trata, mediante una fábula, la influencia del transgeneracional en nuestras vidas, y, Contracorriente, es una novela que aborda el tema del mundo laboral y las economías domésticas. La tercera, En aquel último aliento, es novela romántica. Después de Shambhala, he estrenado mi última obra: La Avenida de los Gigantes; con ella he dado un salto a la novela negra y policiaca.

En general, cada una de ellas ha sido especial. Considero que las he escrito en el momento idóneo en que debían ser plasmadas, acompañándome en mi propio crecimiento personal y profesional.

LPNT: Shambhala es un título de lo más sugerente. ¿Qué significa?

MMG: Es el nombre que se le otorga a una presunta ciudad intraterrena, espiritual y mística, ubicada en las proximidades de la cordillera del Himalaya. En general Shambhala, puede ser para algunos un mito, mientras que para otros sería una parte de la historia de nuestro planeta. Lo mismo pasa con la novela; para algunos es ficción; para otros muchos, realidad.

LPNT: En Shambhala hablas de experiencias, a través de la meditación, que repercuten en nuestro bienestar. También de contactos con seres de otros planetas. ¿Alguna de estas experiencias te han ocurrido a ti? ¿Realmente se puede curar el cuerpo a través de la mente?

MMG: Respecto a las experiencias, hay de todo. Algunas les han ocurrido a personas muy allegadas, otras, están basadas en diversas investigaciones.

En cuanto a la curación del cuerpo a través de la mente, creo que es posible. Según mi experiencia, la sanación comienza por una toma de consciencia.  A lo largo de estos últimos años, he visto y experimentado que una enfermedad surge en el momento en que diversos traumas o conflictos emocionales se van guardando en nuestro inconsciente, encapsulando un dolor que, tras el paso del tiempo, el cuerpo manifiesta a través de nuestra materia física. Cuando nos hacemos conscientes de cuál es el origen del conflicto y soltamos todo ese dolor que va consigo, aceptando que no fue un castigo, ni mala suerte, ni tiene por qué volver a repetirse, terminamos sanando nuestro organismo. En resumen, el cuerpo materializa a través de las enfermedades lo que la mente esconde.  Por supuesto, sobra decir que esos conflictos nos empujan a determinadas actitudes, conductas, patrones (puede ser nuestra forma de alimentarnos, estar más expuesto a determinados tóxicos, químicos o radiación que otras personas…), que ayudan a hacer que eso que está oculto termine dando la cara como indicador del desequilibrio que cargamos.

LPNT: En un momento del relato nombras al ufólogo Enrique Paz, ¿es un personaje real?

MMG: No, es un personaje inventado, sin embargo, hubo en un par de momentos en el que me vino a la mente el investigador y ufólogo Ricardo González.

LPNT: Muchas de las teorías sobre extraterrestres de las que hablas en la novela son reales. ¿Ha sido complicado el trabajo de documentación?

MMG: La verdad es que no ha sido muy complicado. Es un tema que vengo siguiendo desde hace unos años y aunque ni mucho menos me considero una experta, entre la información que voy reteniendo y la documentación que lograba, supongo que guiada por la intuición, conseguí todo cuanto precisé para desarrollar la novela.

LPNT: ¿Qué le dirías a una persona que quiere animarse a publicar un libro? ¿Es tan duro como lo pintan o con las nuevas tecnologías se ha facilitado el proceso?

MMG: Por supuesto, le diría que si es su deseo lo lleve a cabo. Es un trabajo duro, sí, pero con tiempo y esfuerzo se puede hacer todo.

La autopublicación nos ha abierto una puerta muy importante a los escritores independientes y la debemos aprovechar con cabeza.  ¿Por qué digo esto? Porque la parte del trabajo duro no es solo el hecho de buscar dónde publicar y lanzarte, sino en qué condiciones lo haces. Hemos de cuidar todos los detalles: el contenido, la portada, la maquetación, la corrección…, todo. La obra debe llegar al lector con la merecida calidad; que guste o no, eso ya es otro cuento.

Shambhala ha tenido una gran acogida entre el público y, estoy segura, de que La Avenida de los Gigantes se convertirá también en todo un éxito. Yo, desde aquí os animo a que conozcáis un poco más a Marta Martín Girón en su página web;

MMG

y en sus redes sociales; Facebook y Twitter

 

 

2 Comments

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*