No culpes al karma de lo que te pasa por gilipollas, Laura Norton.


Elegí leer este libro porque, de la noche a la mañana, empecé a verlo por todas partes; en revistas, en blogs, en las tiendas… así que pensé que podría estar bien. El título, desde luego, es atractivo; No culpes al karma de lo que te pasa por gilipollas, promete diversión. Luego la historia decepciona un poco.

Karma

Comprar aquí  

Sinopsis: Si estás leyendo estas líneas  es que te ha llamado la atención el título.¿Te gustaría decírselo a alguien?¿Serías capaz de decírtelo a ti mismo?Y lo más importante: ¿te gustaría mantener durante un buen rato la sonrisa que se te ha quedado en la cara? Pues esta es tu novela.Te podríamos contar con más o menos gracia de qué va la cosa, para que te hicieras una idea: que si la protagonista, Sara, es muy maja, que si tiene un trabajo muy interesante (es plumista, ¿a que nunca lo habías oído?), que si es un pelín obsesiva y alérgica a los sobresaltos… Por supuesto, la vida se le complica y se encuentra con que su piso se convierte en una especie de camarote de los hermanos Marx cuando en la misma semana se meten a vivir con ella su padre deprimido, su hermana rebelde y su excéntrico prometido y, sobre todo, el novio al que lleva mucho tiempo sin ver… Pero mejor no te lo contamos porque te gustará leerlo. Lo único que necesitas saber es que, desde el título, te garantizamos unas cuantas horas de descacharrante diversión como hacía tiempo que no disfrutabas.

Es una lectura rápida, eso está claro. El libro se lee en dos días porque la historia es amena y la letra bastante grande. Incluso puede que esboces alguna sonrisa… pero yo me esperaba algo más divertido. El padre de la protagonista es el que le pone un poco de salsa al asunto y tiene algún golpe gracioso. Pero en general es una historia un poco sin más. Puede ser un libro adecuado para leer después de una novela densa, para despejar un poco la mente después de haberla forzado. Es como una de estas pelis románticas que te hacen pasar el rato sin necesidad de pensar demasiado. No pasará a la historia como uno de mis libros favoritos… pero se deja leer.

5 Comments

  1. Lo tengo pendiente en mi balda. Tu reseña me da pistas para saber en que momento lo cogeré y le echaré un ojo. La verdad que hay días en los que se agradece desconectar con un libro facilito y fresco. Gracias!!!

      • Ya me lo leí!!! Ha sido mi libro en la playa de esta semana en Cádiz que me he pegado. Ahora puedo decir que estoy muy de acuerdo con tu opinión. La historia me ha gustado y me ha hecho pasar un ratito agradable al sol, ha cumplido su objetivo, aunq estoy segura de que en unos meses habré olvidado el libro.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*