La impostora, Elena Fernández

Siempre que puedo voy a la Feria del libro de Durango. No siempre puedo disfrutar como a mí me gustaría porque, lo cierto, es que se llena de gente y llega un momento en que no te puedes ni acercar a los stands. Pero bueno, madrugando un poco y estando allí a primera hora se puede pasar un rato agradable y hasta charlar un poco con los autores. Lo malo de esta costumbre, es que siempre acabo volviendo a casa con algún libro. La verdad es que este año todo iba muy bien, habíamos recorrido ya más de la mitad de la feria y todavía no habíamos echado mano a la cartera. Pero, fue llegar al puesto de Elena Fernández, ver sus novelas y caer en la tentación.

Ya conocíamos a esta autora por su novela anterior, Cerezas amargas, que, aunque todavía no habíamos tenido oportunidad de leer, sí que habíamos estado en alguna presentación.

Las autoras de Barakaldo, mi otra ciudad.

En las últimas semanas ya ha empezado con las presentaciones de su última novela, La impostora. Todavía no he tenido ocasión de ir a ninguna de ellas, a ver si esta semana me encaja el horario y por fin me puedo acercar. Pero bueno, por si acaso eso no sucede, ya nos acercamos en la Feria a charlar un ratito con ella.

Sinopsis: Edurne, la arqueóloga del museo de Bilbao, intenta reordenar su vida tras la agresión sufrida. Por fin abandona su refugio, animada por el proyecto del museo, para entrar en la cueva de Axloc. Compagina los viajes a Dima con su nueva vida en el domicilio de Las Cortes de Bilbao. Sin embargo, la ilusión entre ambos proyectos se truncará al verse implicada en un asesinato ocurrido en el apartado municipio. Esta muerte sólo será el inicio de otras sucedidas en extrañas circunstancias. El pánico se apodera de ella porque revive el ataque a manos de Jorge, un psicópata. Además sufre gran ansiedad ante el reto de representar al equipo en la conferencia europea de arqueólogos. Se siente una impostora.

Tuvimos la novela en la mano. Pero, como empieza a ser habitual en el mundo editorial, aunque Cerezas amargas y La impostora son historias independientes que se pueden leer por separado, sí que tienen personajes en común. Así que, por aquello de llevar un orden y no perdernos nada, decidimos empezar por el principio y compramos el primero de los libros.

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*