Historias de política ficción, Manuel Vázquez Montalbán.

Reconozco que el reto literario que me he marcado este año es bastante ambicioso. No sólo por los 50 libros que me quiero leer o por los más de 70 requisitos que estos tienen que cumplir, lo más difícil de todo es que no puedo comprar nuevos libros hasta que no haya leído los que ya tengo en casa.

Reto 2017

Sólo hay cuatro excepciones a esta regla; un libro que me hayan regalado (ya está cumplido), un libro comprado este año (en ello estoy), una novela cogida de la biblioteca (y de paso recogeré también el carnet) y, por último, un libro prestado ( como las novias). Historias de política ficción responde a la cuarta premisa, por cierto que me lo ha prestado la misma amiga querida que me regaló La loba de Al-Andalus, sin duda tengo que conservar esta amistad.

Politica

Sinopsis:  Carvalho nació como personaje mediante una novela que podría catalogarse de política ficción, en el supuesto caso de que esta mercancía existiera en el catálogo literario. La política es un ingrediente de mi vida y de la vida, de mi memoria y de la historia, y mis novelas-crónica tienden a reconocerla como un ingrediente literario. Estas tres historias de política ficción que propongo en el presente volumen asumen desde el tiempo contemporáneo, con el tema presente y obsesivo del “golpe de estado” a la española, hasta la memoria política como desencadenante de temas actuales, a manera de bomba de explosión retardada que siempre amenaza a los corresponsables de una misma memoria.

Como podéis leer en la sinopsis, Historias de política ficción cuenta tres historias cortas a cada cual más disparatada. Tengo que reconocer que en las primeras diez hojas pensé que no sería capaz de terminar esta novela de poco más de 150 páginas y tamaño de bolsillo. No estaba entendiendo nada. Pero confío en el criterio de quien me la ha prestado, y además el protagonista, Carvalho, es un personaje muy popular en el imaginario español. Así que me dije; ánimo que tu puedes, y la verdad que no me arrepiento. Una vez pasada la sorpresa inicial, Historias de política ficción no es un libro corriente, uno le coge el puntillo a las tres historias que en él se cuentan y hasta te ríes y pasas un buen rato.

Como ya he dicho más arriba es una novela muy corta que cuenta tres historias más cortas todavía, vamos, que se lee en un santiamén. Nunca había leído nada de Vázquez Montalbán, más allá de los libros de ensayo que me tuve que estudiar en la universidad, pero lo más seguro es que repita con él.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*